Contacto  Twitter Facebook 

La manchas en los dientes

Farmacias EspozA medida que van pasando los años notamos en nuestra dentadura que el color no es el mismo que en la juventud, ese blanco radiante de cuando éramos niños la mayoría de las veces no se mantiene. Esto puede deberse a diversos factores, y tales factores pueden ser internos o externos.

 

Los factores que llamamos internos son provocados por procesos del cuerpo que muchas veces son naturales e inminentes.
Dentro de estos se encuentra la edad, ya que con los años el esmalte que cubre los dientes se desgasta y deja ver la dentina que es más amarilla.
También un factor interno son los datos genéticos, si en nuestra familia hay antecedentes de dientes manchados o amarillos es probable que tampoco podamos tener un destino diferente.
Otros de los factores internos más comunes son el exceso de flúor, recibir un golpe que haga morir el nervio del diente, algunos tratamientos médicos y algunas infecciones.

SI bien los factores internos no se pueden evitar, cabe recalcar que son bastante poco comunes, no así los factores externo y que son los que podemos controlar.

En ésta categoría encontramos a los principales agentes manchadores de los dientes que son principalmente bebidas y comidas de color oscuro. El café, té, gaseosas oscuras, el vino tinto en los líquidos y en los alimentos las papas y las manzanas pueden producir una pigmentación no deseada en la dentadura.
Tampoco se puede dejar de lado en esta categoría el tabaco de cigarrillos y puros que poseen alquitrán en gran medida, lo que a la larga produce unas extensas manchas amarillas en dientes y negras en encías.
Por último también se ubica dentro de los factores externos la mala limpieza dental, ya que residuos de alimentos que se adhieren a los dientes pueden terminar manchándolos.